jueves, 24 de septiembre de 2015

La gaita escocesa y nosotros

La gaita escocesa y la gallega tienen enormes similitudes, lo que da idea de las conexiones, étnicas e históricas, entre nosotros.


Pero esto no es todo, la gaita aparece también en una remota región de Turquía.
El instrumento tiene el nombre de:
Turkish tulum
y tiene enormes similitudes con la nuestra.
Tulumcu.jpg
Lo más curioso es que todo esto tiene que ver con la leyenda, bastante probable, de que los escoceses pasaron por Galicia antes de asentarse en Irlanda y Escocia. 
Y ¿de donde venían?
Según los propios escoceses, tal como se relata en la Declaración de Arbroath
que data del siglo XIV, los escoceses vinieron de Escitia Mayor por barco y se asentaron en el noroeste de la península ibérica. Después pasaron a Irlanda, más o menos en torno al año 0 o año de nacimiento de Jesucristo, y finalmente se asentaron en las tierras de Escocia, donde aún siguen.

Este es el texto original traducido por los Dres. Juan O. Pons y N. Florencia Pons Belmonte:

Santísimo Padre y Señor, sabemos y encontramos en las crónicas y libros de los antiguos, que entre las ilustres naciones, la nuestra, la de los escoceses, ha sido dotada con extensa fama. Viajaron los escoceses de Escitia Mayor por vía del Mar Tirreno y los Pilares de Hércules, y moraron durante un largo tiempo en España entre los pueblos más feroces, pero ninguna raza, por más bárbara que fuese, pudo sojuzgarlos. Desde allí vinieron, mil y doscientos años después de que el pueblo de Israel cruzó el Mar Rojo, a su tierra en el oeste donde aún viven hoy. Expulsaron a los Británicos, y destruyeron del todo a los Picts, y aunque atacados repetidamente por los Noruegos, los Daneses, y los Británicos, tomaron esas tierras con muchas victorias y labores incontables; y como la historia testificará, desde entonces las han mantenido libre de servidumbre. En su reino han reinado ciento y trece reyes de su propia estirpe real, sin que rompiera el linaje ni un extranjero. La alta nobleza y merito de este pueblo, si no fuesen de otra manera manifiestos, se hacen patentes por esta razón:

El Rey de Reyes y Señor de los Señores, nuestro Señor Jesús Cristo, después de su pasión y resurrección, llamó a nuestro pueblo, aunque radicado en las tierras más extremas del mundo, casi primero a su santísima fe. Ni tampoco permitió el Señor que nadie sino su primer apóstol confirmara a este pueble en su fe—llamando, aunque segundo o tercero en rango—el bondadosísimo Santo Andrés, hermano del bendito Pedro, y le deseó que él protegiera a este pueblo para siempre como su patrón. Sus predecesores los Santísimos Pontífices reconocieron estos hechos y otorgaron muchos favores y numerosos privilegios a este mismo reino y a su pueblo, como el cargo especial del hermano del bendito Pedro.



Comentario:

Según la historia la región de Turquía donde todavía tocan el Tulum, la gaita turca, es la correspondiente a las provincias de Rize y Artvin, en el noreste del país.
Esta región era conocida como el Ponto en época romana y fueron los romanos los que contra el rey Mitrídates VI hicieron una guerra tremenda del 88 al 63 a.C. dirigida por  Cneo Pompeyo Magno
A causa de esta guerra es probable que se iniciase el éxodo del pueblo Escocés, conocido como "Escita". Esta es la razón por la que primero estuvieron en la llamada Escitia Menor, en la actual Bulgaria y que en su éxodo pasaran por el mar Tirreno primero y por las columnas de Hércules después, hasta llegar a Galicia. Tampoco se sabe cuanto tiempo vivieron en Galicia pero es probable que la aparición de los romanos, en el año 24 a.C., los volviera a arrojar al mar y les hiciera buscar un sitio tranquilo, alejado de este pueblo que los perseguía. Es así como probablemente pasaron a Irlanda primero y a Escocia después.
Todo esto tiene una probable relación con la travesía marítima contada en la leyenda de Breogán y en las antiguas leyendas irlandesas, como la leyenda de San Borondón, San Brandan, etc. interpretable como la figura del mítico Breogán. Y así podíamos continuar citando un número bastante grande de evidencias.
No nos olvidemos que los Escoceses se llaman a sí mismos ESCOTOS, es decir: ESCITAS, y que su santo patrón en SAN ANDRES, que llegó en una barca desde tierra santa, lo mismo que San Andrés de Teixido, en el norte de la provincia de A Coruña, una leyenda terriblemente similar a la de la llegada del apostol Santiago a Padrón, también en una barca y también conducido por dos discípulos.
Para más casualidad San Andrés es hermano del apostol San Pedro, y  Santiago el Mayor era hermano del apostol San Juan, y que ambos conocieron a Jesucristo.
Las figuras de miga de pan que se venden en San Andrés de Teixido, junto con la yerba de namorar, son un producto notable y curioso de la artesanía local, alq ue deberíamos prestar más atención.

La bandera de Escocia es la Cruz de San Andrés.

Según un reciente estudio, los escoceses, los irlandeses, los bretones y nosotros compartimos más de un 80% de rasgos genéticos comunes


Este artículo da mas datos sobre el asunto:

http://www.farodevigo.es/galicia/2013/06/19/adn-breogan/831774.html

Otro libro, interesantísimo


OTRO ARTÍCULO - LA PERIPECIA DEL PUEBLO ESCITA

No resulta muy fácil desentrañar las peripecias que llevaron a la desaparición de los Escitas, entre el año 65 a.C. y el final de las invasiones bárbaras, que culminaron con la llegada de Atila (hacia 406-453), el último y más poderoso rey de los hunos.

REINO DEL PONTO
Sabemos por la historia de Roma que Cneo Pompeyo Magno combatió y venció a Mitrídates VI, rey del Ponto, entre los años 75 y 65 a. C.
Sabemos también que el reino del Ponto se articulaba en torno al Mar Negro, y que su situación principal era al noreste de Anatolia, en la actual Turquía.

LOS GALATAS
Entre los indicios que nos permiten sospechar que los pueblos celtas, o galatas, andaban ya por allí, nos llama la atención la existencia del reino de Galacia. Esta antigua región del Asia Menor (actualmente Turquía) es el lugar donde se asentaron algunas tribus migratorias de galos procedentes de las tierras germanas a principios del siglo III a. C. La región tomó su nombre de estos galos y sus habitantes se llamaron gálatas.
El rey gálata Dejotaros era vasallo de Roma en el 47 ac. También la carta de San Pablo a los Gálatas nos da fe de su existencia, así como la Torre de los Gálatas, en Estambul.
Cuando Mitrídates VI fue derrotado, el territorio oriental del Ponto fue entregado nuevamente al rey Dejoratos de Galacia. Tras su muerte en 41 a. C., Galacia siguió controlando la mitad oriental del Ponto durante algunos años, con reyes títeres impuestos por Roma hasta su anexión definitiva en el
año 63 y su unión a la provincia de Galacia-Capadocia.

LOS ESCITAS
Sobre el pueblo Escita hay poca información. Se sabe que eran feroces guerreros, que eran excelentes jinetes, que poseían varias esposas y que enterraban a sus muertos en túmulos construidos con tierra y rocas en lugar muy visibles, de una forma muy parecida a las mámoas gallegas o a los enterramientos megalíticos de Irlanda.

El territorio que ocuparon estos pueblos se denominaba Escitia Mayor y Escitia Menor, siendo el primero el espacio que se corresponde con los alrededores del mar de Aral y la península de Crimea, y el segundo, la Escitia Menor, un territorio que se extiende hacia el sur desde la desembocadura del Danubio en el Mar Negro.

La historia de los Escitas está plenamente ligada a los avatares del final de la guerra del Ponto. Un hijo de Mitrídates VI, Farnaces II, que mandó matar a su padre y pactó con los romanos, se mantuvo en el poder hasta que comenzó a hacer conquistas por su cuenta y se anexionó el reino de los Gálatas. El propio Julio Cesar intervino en el año 47 a.C., a su vuelta de Egipto y venció a Farnaces, que se refugió en el estrecho del Bósforo, donde logró reunir una pequeña fuerza de escitas y sármatas.

Es precisamente en el escenario de Escitia Menor donde probablemente se desarrolló la última escena de este drama. Como dato anecdótico, pero no menos revelador, existe una población en la actual Rumanía, en el lado norte del Danubio, llamada Galati (que nos recuerda a los Gálatas de la península de Anatolia).


En el año 378 d.C. se produjo en el territorio de Ecitia Menor la batalla de Adrianópolis, entre los Visigodos, que luego invadieron la península ibérica, y el emperador romano Valente (328-378), que murió en la batalla. A los visigodos siguieron los Ostrogodos y casi a continuación pasó por allí Atila, que terminó por invadir Italia en el 452.

No es de extrañar pues que este pueblo migrase a algún otro lugar donde pudiera vivir en paz.

Se sabe que el rey del Ponto, Mitrídates VI, poseía una flota de no menos de 300 navíos, lo que da idea de que tenía una notable potencia naval y un importante conocimiento de la navegación, lo que le permitiría sin duda realizar grandes travesías.

Es por esto por lo que suponemos que, frente a la historiografía clásica, los pueblos Escitas, como los Fenicios, los Griegos, los Cartagineses y los llamados Pueblos del Mar (Edad de hierro), se expansionaron y migraron  fundamentalmente por vía marítima.

Es por vía marítima como llega la cultura megalítica (STONEHENGE, 2600 a.C.) y es por via marítima como llega también el bronce primero (2000 a.C.) y el hierro después (700 a.C.).

Es facil suponer, por tanto, que los intercambios marítimos, documentados o no, hayan sido muy frecuentes en épocas anteriores a los romanos, y que el tráfico (de mercancías y de gente) haya sido mucho más numeroso de lo que se podía suponer.

Y es ahí donde se sitúa el relato que los Escoceses hacen de sí mismos en la DECLARACIÓN DE ARBROATH, de 1320 d. C.

http://goravorontsov.blogspot.com.es/2014/10/los-escoceses-y-nosotros.html

En ella se nos dice que los Escoceses vivieron en Galicia en torno al año 0 y que pasaron a la actual Irlanda en algún momento entre este año cero y el año 1000 d.C., como recoge el Lebor Gabála Érenn (Libro de las Conquistas Irlandesas) y la leyenda de Breogán y de otros reyes galaicos de la época.

Lo más probable es que lo hicieran en torno al año 507,el momento en que los visigodos pasaron a establecerse en Hispania. No hay más que recordar que los visigodos estuvieron en Escitia Menor en el año 378.

El único misterio consiste en averiguar en que año exactamente y por qué causa abandonaron los Escitas la Escitia Menor, pero se puede suponer que esto tuvo lugar entre el año 47 a.C. y el 378 d.C., aunque no somos capaces de averiguar si fue de forma brusca o de manera gradual.

Lo más probable es que el miedo a los visigodos fuera lo que les obligó a marchar de Escitia Menor primero y de la península ibérica, y de Galicia, después.

Como recuerdo de la existencia del pueblo Escita hay una evidencia que los delata: la existencia de la Gaita.

Esta está documentada como instrumento musical en Turquía, el "Turkish tulum", en una región en el noreste del país donde se situaba el reino del Ponto. También lo está en Galicia, naturalmente, y en Escocia, donde es el instrumento nacional.

http://disenoadormideras.blogspot.com.es/2015/09/la-gaita-escocesa-y-nosotros.html

¿Alguien necesita más pruebas?

No hay comentarios:

Publicar un comentario